Estos platos que combinan verduras con queso son excelentes opciones sin carne para un almuerzo o cena.

Abanico de berenjenas con tomates

Preparación: 30 minutos

4 porciones

Ingredientes:

800g de berenjenas chicas

Sal

1 cebolla

1 diente de ajo

1 atado de albahaca

4 cdas. de aceite de oliva, más extra para el recipiente

1 cdta. de orégano seco

1 cda. de extracto de tomate

2 latas de tomates cubeteados (400g c/u)

1 cdta. de aceto balsámico

Pimienta de molinillo

1 pizca de azúcar

30g de pan rallado

100g de queso rallado parmesano

Preparación:

1. Lavar las berenjenas, desechar los extremos superiores y cortarlas a lo largo. Hervir abundante agua con sal y cocinarlas por cinco minutos.

2. Pelar y cubetear la cebolla. Pelar y picar finamente el ajo. Colar las berenjenas y escurrirlas con un colador.

3. Lavar la albahaca y retirar sus hojas, reservar algunas para la decoración y cortar el resto en tiras o chiffonade. Precalentar el horno a 220 °C. Engrasar un recipiente apto para horno.

4. Para la salsa de tomate, calentar dos cucharadas de aceite de oliva en una olla. Transparentar la cebolla y el ajo. Añadir el orégano y el extracto de tomate, continuar la cocción por un minuto. Verter los tomates cubeteados y cocer la salsa a fuego lento, revolviendo ocasionalmente. Condimentarla con aceto balsámico, sal, pimienta y azúcar. Integrar la chiffonade de albahaca.

5. Cortar las mitades de berenjena a lo largo hasta llegar prácticamente a su extremo sin completar el corte. Cuidadosamente, presionarlas y desplegarlas para formar un abanico. Disponerlas en el recipiente. Mezclar el pan y el queso rallados.

6. Verter la salsa de tomate sobre las berenjenas. Esparcir la mezcla con queso rallado y verter dos cucharadas de aceite de oliva. Gratinar el plato en horno precalentado (rejilla del medio) por 15 minutos. Decorarlo con la albahaca reservada.

Por porción: 285 calorías; 13g de proteínas; 14g de hidratos de carbono; 20g de grasas; 7g de fibra

Home_300x250_1

Repollitos de Bruselas gratinados con salsa de curry

Preparación: 30 minutos

4 porciones

Ingredientes:

500ml de caldo de verduras

900g de repollitos de Bruselas congelados

2 cebollas de verdeo

Una rodaja de jengibre

100g de crema de leche

2 cdas. de fécula de maíz

20g de manteca, más extra para el recipiente

150g de leche de coco

Sal

1 cdta. de curry picante (o de picor medio y pimienta de Cayena)

1 cda. de jugo de limón

1 cda. de manteca de maní

1 rebanada de pan blanco

2 cdas. de maní tostado

2 cdas. de coco rallado

Preparación:

1. Hervir el caldo de verduras. Limpiar los repollitos y, de ser necesario, desechar las hojas exteriores. Cocinarlos en el caldo a fuego fuerte en un recipiente tapado por aproximadamente diez minutos.

2. Limpiar y lavar las cebollas de verdeo; cortarlas en aros finos. Pelar y rallar el jengibre. Mezclar la crema de leche y la fécula de maíz. Precalentar el horno a 220 °C. Engrasar un recipiente apto para horno.

3. Colar y escurrir los repollitos de Bruselas en un colador grande; reservar el líquido de cocción. En una olla, hervir la leche de coco y 250ml del líquido de cocción de los repollitos. Añadir la salsa de crema; revolviendo ocasionalmente cocer la salsa a fuego lento por tres minutos. Condimentar la salsa con sal, curry, jengibre y jugo de limón. Entremezclar la manteca de maní y el verdeo.

4. Desmigajar el pan blanco y picar groseramente el maní. Entremezclarlos con el coco rallado.

5. Integrar los repollitos a la salsa de curry. Verter los ingredientes en el recipiente y esparcir la mezcla de pan blanco. Distribuir la manteca en trocitos. Gratinar el plato en horno precalentado (rejilla del medio) por aproximadamente diez minutos.

Para acompañar

Como guarnición, servir arroz basmati, condimentado con cilantro o perejil picado. También combinan muy bien los chapatis (pan indio sin levadura).

Por porción: 390 calorías; 16g de proteínas; 21g de hidratos de carbono; 27g de grasas; 6,5g de fibra

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario