Estos dos clásicos de la gastronomía italiana lo harán viajar con el paladar a disfrutar de los sabores del Mediterráneo.

Piadinas

Preparación: 30 minutos

Horneado: 3–5 minutos

Para una placa para horno, 8 unidades

Ingredientes:

350g de harina 000, más extra para enharinar

1 cdta. de sal

1 cdta. de polvo para hornear

70g de grasa de cerdo, más extra para sartenear

6 láminas de jamón crudo

125g de queso mozzarella

1 atado de rúcula

Preparación:

1. Para la masa, en un bol mezclar la harina, la sal y el polvo para hornear. Cortar la grasa de cerdo en trocitos y disolverlos en 150ml de agua tibia. Amasar todos los ingredientes hasta obtener una masa suave que no se pegue.

2. Precalentar el horno a 180 °C. Para el relleno, cortar el jamón crudo en trozos del tamaño de un bocado. Cortar el queso mozzarella en rodajas. Lavar la rúcula, limpiarla y agitarla para escurrir.

3. Dividir la masa en ocho porciones de tamaño similar. Estirarlas hasta obtener ocho círculos de espesor fino. En tandas, freír las piadinas en una sartén grande de hierro fundido con un poquito de grasa de cerdo a fuego alto, dos minutos por lado.

4. Cubrir la mitad de cada piadina con los ingredientes del paso 2 dejando un borde libre de un centímetro de espesor. Doblar la otra mitad de la piadina por encima del relleno y presionar el borde.

5. Disponer las piadinas sobre la placa para horno y llevarlas a horno precalentado durante tres a cinco minutos, hasta derretir el queso.

Alternativa

Estos sobres de masa de la región italiana de Romagna pueden rellenarse con los mismos ingredientes que las pizzas. Es importante que el queso se funda bien durante el horneado. Durante el horneado las piadinas rellenas pueden cubrirse con papel manteca y una segunda placa para horno para obtener piadinas súper finas. Asimismo, pueden cocinarse en una panquequera.

Por unidad: 285 calorías; 10g de proteínas; 32g de hidratos de carbono; 13g de grasas; 2g de fibra

Home_300x250_1

Calzone con morrones, hongos y queso mozzarella

Preparación: 15 minutos

Horneado: 30 minutos

Para una placa para horno

Ingredientes:

200g de champiñones

250g de queso mozzarella

100g de ajíes verdes en conserva de picor suave

Sal

Pimienta de molinillo

100g de puré de tomates

1 pizca de ají molido

500g de harina 000, más extra para enharinar

7g de levadura seca

1 cdta. de azúcar

2 cdas. de aceite de oliva

Preparación:

1. Precalentar el horno a 220 °C. Limpiar los champiñones, desechar los cabos y cortarlos en láminas. Cubetear el queso mozzarella.

2. Escurrir los ajíes y picarlos finamente. Mezclar los ingredientes anteriores y salpimentarlos. Condimentar el puré de tomates con sal, pimienta y ají molido.

3. En un bol, mezclar la harina con la levadura, el azúcar y una cucharadita y media de sal. Verter el aceite de oliva y 250ml de agua tibia; amasar hasta obtener una preparación suave y maleable.

4. Dividir la masa en dos partes iguales. Estirar una parte sobre la superficie de trabajo enharinada hasta alcanzar el tamaño de la placa para horno y colocarla allí. Pincelar con la salsa de tomates dejando un borde libre de un centímetro de ancho. Esparcir la preparación con hongos.

5. Estirar la parte restante de la misma manera y superponerla sobre la masa y los ingredientes de la cubierta. Presionar ligeramente y unir los bordes para asegurar el cierre. Realizar varias incisiones en el calzone con un tenedor. Hornear en horno precalentado (rejilla del medio) durante 30 minutos aproximadamente. Retirarlo del horno, cortarlo en porciones y servirlo inmediatamente.

Por porción (4 porciones): 650 calorías; 27g de proteínas; 94g de hidratos de carbono; 19g de grasas; 7,8g de fibra

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario