Si se usan adecuadamente, las hierbas pueden levantar el estado de ánimo o calmar los nervios en tiempos difíciles.

Hierba de San Juan (Hypericum perforatum)

La investigación médica ha probado los efectos antidepresivos de la hierba de San Juan. Diversos estudios han demostrado, en depresiones de leves a moderadas, un grado de efectividad similar al de importantes fármacos antidepresivos, pero con un mayor nivel de seguridad. La forma en que funciona la hierba en el organismo también es similar a los mecanismos de acción de algunos de estos fármacos.

DOSIS: Busque complementos estandarizados con contenidos de hipericina e hiperforina (considerados los principales compuestos activos), y con una dosis diaria de 900 mg del extracto concentrado (6:1), equivalente a 5.4 g de hierba seca.

Lavanda (Lavandula angustifolia)

Desde hace mucho tiempo, al aroma de la lavanda se le han atribuido propiedades relajantes, y cada vez más evidencias apoyan esta práctica tradicional. Algunos estudios indican que inhalar aceite esencial de lavanda ayuda a aliviar la ansiedad y favorece los sentimientos de tranquilidad y bienestar en situaciones tensas, como la espera en el consultorio de los dentistas y de las unidades de cuidados intensivos. Las investigaciones también muestran que inhalar lavanda tiene el efecto de reducir la producción de la hormona cortisol, causante del estrés.

DOSIS: Para disfrutar de los efectos ansiolíticos de la lavanda, use una proporción de 4 gotas de aceite esencial de esta hierba por 10 ml de aceite base y dese un masaje en los hombros y las sienes. O inhale el vapor de 4 gotas de aceite esencial diluido en 20 ml de agua caliente (por ejemplo, en un difusor). También puede beber una infusión hecha con 1/2 cucharadita (1 a 1.5 g) de las flores secas 2 veces al día, y repetir la dosis al acostarse.

Home_300x250_1

Precauciones

• Se sabe que la hierba de San Juan interactúa con varios medicamentos farmacéuticos (incluyendo antidepresivos, medicinas cardiovasculares y  anticonceptivos), así que consulte a su médico antes de tomarla.

• La depresión es un padecimiento serio que no debe tratar uno mismo. Es importante acudir con un médico. No deje de tomar los antidepresivos que le prescriban, a menos que así se lo indique su doctor. Se recomienda dejar pasar 2 semanas, si piensa cambiar de antidepresivos farmacéuticos a la hierba de San Juan.

• Los efectos de la hierba de San Juan tardan de 2 a 4 semanas en verse. Si no hay una mejoría notable en 6 semanas, quizá esta hierba no sea adecuada para usted; consulte a su médico.

• La hierba de San Juan puede causar algunos efectos secundarios leves (por ejemplo, malestar gastrointestinal y dolor de cabeza). El más común es la fotosensibilidad, una afección en que la piel tiende a quemarse con mayor facilidad bajo el sol. Evite los baños de sol o exponerse a él durante períodos prolongados, mientras toma la hierba de San Juan, y consulte a su médico si presenta este síntoma.

• No ingiera el aceite esencial de lavanda y no lo use durante el embarazo o la lactancia.

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario