Las tartas son la solución rápida para almuerzos y cenas. Pruebe estas nuevas recetas para incorporar variedad en un plato clásico.

Quiche de espinaca con piñones

Preparación: 25 minutos

Horneado: 30 minutos

Para 1 molde cuadrado (24 x 24cm)

Ingredientes:

100g de manteca fría, más extra para enmantecar

300g de espinaca congelada

125g de harina 0000, más extra para amasar

125g de harina integral

Sal

4 huevos

Pimienta de molinillo

Nuez moscada recién molida

150g de crema de leche

150g de yogur natural

75g de queso rallado tipo parmesano

50g de piñones

Preparación:

1. Precalentar el horno a 220 °C. Enmantecar el molde. Descongelar la espinaca. En un bol, colocar las harinas, la manteca en trocitos y una pizca de sal. Con un cuchillo, integrar la manteca, luego añadir un huevo y amasar rápidamente.

2. Con un palo de amasar, estirar la masa sobre la superficie de trabajo enharinada y forrar el molde. Realizar varias incisiones en la masa con un tenedor y prehornearla en horno precalentado durante diez minutos.

3. Para el relleno picar groseramente la espinaca bien escurrida. Salpimentarla y condimentarla con nuez moscada. Desligar los tres huevos restantes con la crema de leche y el yogur natural; integrar el queso rallado, la espinaca y 30g de piñones. Salpimentar el relleno.

4. Retirar la masa del horno, bajar la temperatura a 180 °C. Verter el relleno sobre la masa y esparcir los piñones restantes (20g).

5. Hornear la quiche en horno precalentado (rejilla del medio) por aproximadamente 30 minutos. En caso de que los piñones se tuesten demasiado, cubrir el molde con papel de aluminio. Sobre la quiche lista, puede esparcirse queso de oveja desgranado (por ejemplo, feta) o queso de cabra de pasta blanda.

Por porción (6 porciones): 530 calorías; 18g de proteínas; 30g hidratos de carbono; 37g de grasas; 5g de fibra 

Home_300x250_1

Tarta suiza de queso con cebolla

Preparación: 15 minutos

Horneado: 20–25 minutos

Para 1 tartera desmontable (28cm de diámetro)

Ingredientes:

1 cebolla grande

1 cda. de manteca

275g de masa de hojaldre

3 huevos

150g de crema de leche

200g de queso rallado (emmental o gruyère)

Sal

Pimienta de molinillo

Nuez moscada

Preparación:

1. Precalentar el horno a 220 °C. Pelar la cebolla y picarla finamente. Derretir la manteca en una sartén y transparentar los cubos de cebolla. Dejarlos enfriar brevemente.

2. Desplegar la masa de hojaldre, forrar la tartera desmontable y presionarla con ayuda de los dedos. Con un cuchillo, cortar la masa excedente.

3. Desligar los huevos y mezclarlos con la crema de leche. Entremezclar el queso y la cebolla; salpimentar el relleno y condimentarlo con nuez moscada.

4. Disponer el relleno en la tartera forrada y nivelarlo con espátula. Hornear la tarta en horno precalentado (rejilla del medio) durante 20 a 25 minutos. Retirarla del horno y dejarla descansar en el molde brevemente. Servirla caliente y acompañarla con ensalada.

Por porción (4 porciones): 675 calorías; 24g de proteínas; 22g de hidratos de carbono; 55g de grasas; 1,4g de fibra 

Elegí tu puntuación
Dejá tu comentario